sábado, 7 de junio de 2014

¿Suicidio o asesinato?


 Diferentes versiones de la misma noticia


Punto A: Campo. Punto B: San Feliu de Veri

En esta noticia que transcribimos a continuación, que desde luego hace referencia al mismo hecho, los datos  que se facilitan en uno u otro periódico no coinciden plenamente. En el "Diario de Huesca", se supone que mejor informado dada la proximidad con el lugar del suceso, se dice que el fallecido ha sido encontrado en la balsa del molino de La Muria (aldea de San Feliu de Veri), y se facilita la identidad del mismo con nombre y apellidos, diciendo que tenía 32 años y que era labrador. Sin embargo, en "La Correspondencia de España", un día después, se publica que el hallazgo del ahogado ha tenido lugar en la balsa del molino de Campo, que el joven tenía 22 años y que de la cuerda que llevaba al cuello, pendía una piedra de 12 kilos... Además, se plantea la duda de si ha sido un suicidio o un asesinato.
Dado que hemos consultado las defunciones del Registro Civil de Campo y también las de la parroquia, y no aparece ningún Manuel Carrera en esas fechas, parece probable que ocurriera en La Muria, pero al estar en aquella época bajo el control de la Guardia Civil de Campo, que debía ocuparse de ese caso, pues surgió la confusión. 
"Diario de Huesca", 23 de abril, 1915:

"Un suicidio: El vecino de San Feliu, Ramón Sans Peired, tuvo el desagradable encuentro de pasar junto a la balsa del molino de la aldea de La Munia. En las aguas de aquél recinto aparecía flotando un cadáver, que resultó ser el de Manuel Carrera Arte, casado, de treinta y dos años de edad y oficio labrador. Con todo fundamento creése que se trata de un suicidio. La víctima tenía los ojos vendados por un pañuelo y presentaba una cuerda atada al cuello".

"La Correspondencia de España", 24 de abril de 1015: 
"¿Crimen o suicidio? Huesca: (Viernes noche)- En la balsa del molino del pueblo de Campo ha sido encontrado el cadáver del vecino Manuel Carrera, de veintidós años. Tenía los ojos vendados con un pañuelo y una cuerda atada al cuello, de la que pendía una piedra de doce kilogramos de peso. Se ignora si se trata de un crimen o de un suicidio, y el juzgado interviene practicando diligencias para averiguarlo".


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada