martes, 28 de enero de 2014

Negro negro

Como el carbón


Así debían ver el futuro nuestros antepasados después de varias decepciones. Porque, si el proyecto del tren que pasaba por Campo fue solo la visión de algunos iluminados, sin que se llegara a construir nunca, algo parecido ocurrió con el proyecto de una gran explotación minera por todo el valle. Todo empezó en Burdeos con la fundación  de una compañía minera con capital francés, que quería explotar todo el área de la cuenca del Esera, pero lo único tangible que hizo esta sociedad fue la emisión de acciones. 
Ofrecemos parcialmente algunos artículos aparecidos en "El Diario de Huesca".
En el Diario de Huesca del 11 de Enero de 1895, se publicó el siguiente artículo:
"Las minas del Esera.-

Otra vez vuelve a estar sobre el tapete la trascendental cuestión de las minas de carbón del Esera, enclavadas en los términos municipales de Castejón de Sos, Bisaurri y Espés. Antes, con el luminoso informe de M. Magnon, jefe de la escuela de minas de Alais, en el departamento del Gard, parecía como si algún vacío quedase que llenar, aún después de haberlo nosotros traducido y publicado en el DIARIO, con los comentarios correspondientes. Pero hoy no caben dudas; hoy ya está comprobadas por exploración directa las principales pesquisas de Magnón y M. Larmet, que es un distinguido ingeniero de minas de la vecina Francia, que hasta hace poco prestó sus valiosísimos servicios en Espiel y Belmes, de Córdoba, viene a dilucidar la cuestión después de haber explorado sobre el terreno la capacidad, extensión, profundidad calidad de hullas en las cinco pertenencias que tiene la compañía civil francesa de los carbones del Esera.
Dice además M. Larmet que el poder de las capas, y de consiguiente el resultado de la producción, le permite asegurar la verdad. Calcula que es una superficie aproximada a 300 kilómetros cuadrados la que conviene estudiar, pero que teniendo en cuenta las especiales condiciones de los terrenos hulleros, no hay necesidad de tanto, aunque para formar cabal exacto juicio en toneladas precisan algunos años, cosa que nosotros que conocemos el terreno encontramos muy natural, después de reflexionar que la capa cretácea que sostiene y envuelve los yacimientos carbonosos está comprendida entre las incidencias de un terreno secundario "El Gallinero", estribación del Pirineo Central y las altas sierras calizo-cretáceas y porfídeas de Cotiella y de Turbón, que le sirven de base y de enfranque por el lado del mediodía, separandolas tales levantamientos terciarios de la extensa capa cretácea que ocupa y caracteriza todo el país hasta las inmediaciones de Campo...".
En el Diario de Huesca del 9 de Marzo de 1895, encontramos esta reseña:
Los carbones del Esera
Deseosa la "Sociedad Civil francesa de las minas carboníferas del Esera" de imprimir a mayor actividad posible a los importantes trabajos de comprobación y explotación de la riqueza de sus pertenencias mineras y, preocupada por el estudio y la puntualización de las facilidades y economía de los transportes, ha pedido a su distinguido e ilustrísimo ingeniero Mr. A. Larmet, un informe que, según hemos oído asegurar, es tan notable como lisonjero y optimista para el propósito y fines mercantiles de dicha sociedad.
De sus conclusiones, fundadas en datos científicos y prácticamente irrevocables, se deduce la precisa y categórica afirmación de que las minas del Esera podrán suministrar, para el acarreo y consumo, diariamente, 100 toneladas de carbón mineral, desde el momento que esté construida la vía férrea de
Monzón a Benasque, y que esa cantidad podrá aumentarse según sean las exigencias del mercado, con pingües beneficios para la sociedad explotadora y con satisfacción general y ventajas inmensas de todo el  hermoso valle confluente a las demarcaciones mineras del Esera.". ...






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada